arquitextonica

Trazas desaparece, pero no su material. Una mala idea de gestión desde el principio nos llevó a llamarnos arquitextonica, nombre impronunciable en nuestro bendito andaluz, y la empeoramos loteando toda la información que generaba el estudio. Capturas, reflejos, trazas…toda una serie de parcelas que nunca han sido tales. Nuestro trabajo y nuestro estudio es una especie de masa contínua en la que todo se mezcla así que desde ahora y hasta que se nos vuelvan a cruzar los cables somos simplemente arquitextonica

Por cierto, actualizad los marcadores y favoritos!!

Únete a la conversación

2 comentarios

Dejar un comentario

Responder a Miguel Villegas Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *